Isla de Elba – costa oriental

Como cada año por mi cumple un viaje a un lugar especial. Le tocó esta vez a la isla de Elba. Pura magia en un septiembre todavía estival. Visitas a sitios marcados por el efímero reino de Napoleón en esta isla (1814), pueblillos colgantes detenidos en el tiempo, montañas verdísimas que besan las aguas cristalinas, playas solitarias, sabores perdidos, hospitalidad garantizada, en este pedazo de tierra del mítico archipiélago toscano.

En el extremo oriental de la isla: Cavo, Rio Marina y Rio Nell’Elba. El primero, un pueblo de playa; el segundo de pescadores y, en otros tiempos, de mineros; el tercero, extendiéndose como las gradas anfiteatro sobre las faldas abruptas del Monte Serat y con vista al Gran Azul.

Elba es como Córcega pero a escala humana, sin el trato áspero y acomplejado de sus vecinos y con el encanto innegable de la Toscana reducido todo a una isla en la que desde cualquier punto el azur intenso del Mediterráneo nos sirve de telón de fondo. Todo el encanto de Italia reducido en un espacio suficientemente pequeño para que lo podamos abarcar, pero bastante grande como para no sentirnos encerrados . La dimensión perfecta, la estación ideal y la felicidad absoluta.

Bailando sobre las aguas cristalinas de Cavo, extremo oriental de la isla de Elba por mi cumple.

Bailando sobre las aguas cristalinas de Cavo, extremo oriental de la isla de Elba por mi cumple.

Cavo. Paradisíaca playa en el extremo oriental de la isla de Elba.

Cavo. Paradisíaca playa en el extremo oriental de la isla de Elba.

Cavo

Cavo

c5

Extremo oriental de la isla de Elba

r1

Rio Marina

Rio Marina

Rio Marina

r3

Rio Marina

Rio Marina

Chapeau a L'Assistenza dei Golosi, en Rio Marina, isola d'Elba, por sus helados inigualables.

Chapeau a L’Assistenza dei Golosi, en Rio Marina, isola d’Elba, por sus helados inigualables.

El mejor helado de pistacho de mi vida: pura pasta y crema.

El mejor helado de pistacho de mi vida: pura pasta y crema.

Rio Nell'Elba, un pueblo colgante, único por su carácter auténtico y su atmósfera de sitio detenido en el tiempo.

Rio Nell’Elba, un pueblo colgante, único por su carácter auténtico y su atmósfera de sitio detenido en el tiempo.

Esta entrada fue publicada en pueblos, viajes. Guarda el enlace permanente.