Cristina Fuentes e Izara García en el HAY Festival – El Nuevo Herald

Capturer

En El Nuevo Herald escribo sobre el HAY Festival y sus directoras para México, Colombia, el Líbano y España, Cristina Fuentes La Rocha e Izara García Rodríguez.

Enlace directo: Cristina Fuentes e Izara García en el HAY Festival

Cristina Fuentes e Izara García en el HAY Festival

William Navarrete / El Nuevo Herald / 5 de enero de 2014

© 2014 El Nuevo Herald. All Rights Reserved

El HAY Festival es uno de los eventos más prestigiosos del mundo de las letras. Fue fundado en 1988 por el intelectual británico Peter Florence en una pequeña localidad del País de Gales llamada Hay-on-Way. Con apenas 1 500 almas, dicho pueblo posee unas 40 librerías.

Con el tiempo, el festival ha crecido y se ha extendido por todo el orbe. A aquel primer encuentro de hace 25 años se sumaron otros en latitudes distantes: Nairobi (Kenya), Aarah (Maldivas), Kerala (India), Dacca (Bangladesh), Budapest (Hungría), Segovia (España), Kells (Irlanda), Beirut (Líbano), Cartagena (Colombia) y Xalapa (México). Sus organizadores pueden jactarse de reunir en cada uno hasta a cien autores. La participación del público es masiva. La organización de los paneles, lecturas, presentaciones y firmas, exposiciones, actividades didácticas y conciertos pone siempre en ebullición cada ciudad.

América Latina tuvo su primer HAY en 2006. Ocurrió en Cartagena (Colombia) y en enero de 2014 se celebrará allí su novena edición consecutiva. Que haya perdurado, que cada año aporte a muchos de los autores que luego darán de qué hablar, se debe en gran medida a Cristina Fuentes La Roche, directora del evento en las ciudades de Cartagena, Xalapa, Segovia y Beirut.

Fuentes ha visto crecer al HAY fuera del País de Gales. “Peter Florence me propuso organizarlo en Cartagena de Indias, un lugar que le había sugerido el escritor mexicano Carlos Fuentes”, nos cuenta. “Entonces este último me animó para que asistiera a un foro internacional en 2004 en esta ciudad en 2004, donde me organizó una reunión con García Márquez, Sergio Ramírez, Tomás Eloy Martínez, Jaime Abello, el presidente Santos… Esa fue la primera semilla del festival cartagenero”. Aquel evento hispanoamericano tuvo tanta repercusión y éxito que un año después estaba organizando un HAY en España, su país natal, exactamente en Segovia.

“En 2007 Bogotá fue elegida Capital Mundial del Libro por la UNESCO y el Alcalde nos pidió que hiciéramos el HAY allí”, continúa al ofrecer el recuento de los últimos años. “Como ya pertenecíamos a Cartagena propusimos otro proyecto de ciudad: Bogotá39, para el cual tres escritores colombianos (Héctor Abad, Piedad Bonnet y Oscar Collazos) seleccionarían a los más interesantes 39 autores menores de 40 años de toda América Latina”.

La idea de Bogotá39 permitió llevar a estos autores a todos los rincones de la ciudad. Cristina Fuentes se siente satisfecha de haber impulsado un proyecto de esta envergadura. “Muchos de los seleccionados se convirtieron luego en autores premiados”, destaca. Además de ello, considera que el proyecto permitió intercambios concretos entre escritores de países entre los que la distribución de libros es muy precaria. “De todo ello salió una antología de textos de los participantes, publicada en Ediciones B, y desde entonces hubo muchos felices encuentros y los autores se invitan mutuamente a ferias en sus respectivos países”.

También Fuentes dirige a partir de 2009 el HAY de Beirut. Allí inauguró un Beirut39, bajo idénticas condiciones, pero con escritores del mundo árabe. “En 2014 habrá un África Subsahariana 39, pues Port Harcour, en Nigeria, ha sido seleccionada Capital del Libro. Y en este momento ya tenemos la agenda para el noveno HAY Cartagena que se celebrará a fines de enero de 2014 y puede ser consultada en la página oficial http://www.hayfestival.com”, nos adelanta.

El éxito del HAY lo garantiza su equipo de profesionales. Desde el 2009, otra española, Izara García Rodríguez – nacida en Cantabria y actualmente residente en Ciudad México, después de haber vivido siete años en Londres – es Coordinadora de proyectos para las ediciones xalapeña, cartagenesa y libanesa. Estudió Historia y Teoría del Arte, y desde sus inicios como becaria del proyecto Bogotá39 le gustó la calidad y el carácter internacional del evento.

“El HAY – afirma – es una oportunidad única para conocer de primera mano lo mejor de la cultura y el pensamiento actuales”. Izara permite que todas las pequeñas piezas del puzzle encajen con el objetivo de que el trabajo en equipo dé como resultado un evento completo, bien organizado y de alta calidad.

“Estoy en contacto con escritores y artistas para organizar su participación; con los encargados de producción para confirmar los requerimientos de espacios, equipo técnico y logística; con la directora para apoyarla en la programación; con el equipo de prensa, los voluntarios encargados de los escritores, etc.”, enumera a la vez que nos advierte que el equipo ecléctico del festival está compuesto por personas de diferentes formaciones, residentes en sitios distantes, pero que logran mantener una comunicación perfectamente fluida y constructiva.

Finalmente un festival como éste termina por crear vínculos indisolubles entre autores y organizadores. Izara García nos cuenta una anécdota: “Durante el Beirut39, en abril de 2010, la nube de partículas emanadas de un volcán islandés nos dejó atrapados en el Líbano. En ese momento tuvimos la gran suerte de ser acogidos por los escritores en sus casas a la espera de que se disipara la nube volcánica”. ¿Qué mejor prueba de los lazos que se van tejiendo?

También Cristina Fuentes tiene infinidad de anécdotas. No nos ha de extrañar de parte de quien invita y comparte en cada evento a personalidades entre los que no faltan muchos premios nobeles. En una ocasión un gran patrocinador de Colombia a quien recurrió para obtener ayuda le dijo que por ser de la región de Guajira le era difícil operar en Cartagena. “Así fue como le propusimos de inmediato un día completo de actividades en Riohacha y ya llevamos cinco años realizándolo en esa localidad”, nos cuenta.

En otra ocasión, durante el primer HAY de Cartagena, el escritor Fernando Savater tuvo un encuentro con niños de zonas vulnerables que habían leído su libro juvenil El gran laberinto. “Ocho años después, en la edición pasada – revela la directora – los niños de antes, ahora adultos, han vuelto a encontrarse con dicho autor. Fue algo muy emotivo. Anécdotas como esta tengo muchas, pero dejemos algo para otra ocasión”.

La directora de estos HAY y su coordinadora, más que españolas, son ya internacionales. Hacen que el equipo, autores y artistas invitados, los profesionales, autoridades locales y el público en general convivan en armonía y saquen provecho de esas semanas enteramente dedicadas al saber, a los encuentros constructivos e intercambios de ideas. Sin saberlo quizás son ellas quienes siembran semillas de las que brotan cada año grandes y nuevos proyectos, autores novedosos y eficaces colaboraciones.

Con ellas y gracias a ellas opera en buena medida la magia del HAY, de modo que es un hecho que poblaciones enteras les esperen cada año con el mismo entusiasmo que durante aquel ya lejano primer evento cartagenero.

Esta entrada fue publicada en literatura. Guarda el enlace permanente.