El Duque empalmado y el alter ego de una candidata a actriz

Casi nunca me detengo a comentar las novedades de la cotidianeidad de rampante y ramplona vulgaridad, pero el post de Lucía Méndez para El Mundo sobre la estupidez galopante de seres con cierto poder mediático y no pocas influencias, es uno de los temas que me ha dejado, desde siempre, completamente perplejo. Darle poder, por alianza de cama, a consabidos y probados cretinos, ha sido y es una de las causas por las que la sociedad va cuesta abajo hace rato. Aquí el enlacedel genial artículo que evoco:

Amy o el Duque o la peligrosa estupidez / Lucía Méndez / El Mundo

A este le va bien el chiste:

images

Ojo: coche empalmado.

Tomado de: antigravitis

 

Esta entrada fue publicada en actualidad. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s